TIPOS DE PAVIMENTOS RIGIDOS: PIEDRA NATURAL

Piedra Natural como pavimento de suelos


En el artículo anterior donde explicábamos los diferentes tipos de BALDOSAS, destacábamos el carácter natural de las Terracotas. La Piedra Natural es la naturaleza en sí misma representada.

La Piedra Natural se ha utilizado tanto para edificios majestuosos (Castillos, Catedrales, etc.) como para viviendas normales. Existe una gran multitud de acabados, colores, formas y texturas, lo cual, hace a la Piedra Natural muy atractiva para Pavimentos y Revestimientos.

Los acabados más comunes de la Piedra son el pulido, refinado y ligeramente trabajada o rugosa. El grosor de las piezas depende de la resistencia de cada tipo de piedra. Dado su peso, antes de colocar las piedras, el pavimento se tiene que preparar con una capa regularizadora de hormigón, por lo que resulta poco adecuado para apartamentos.

Terra Antiqva AZULEJOS ZARAGOZA dispone de Piedra Natural de varios tipos y, recomendamos que, los pavimentos y revestimientos de este tipo los coloque un especialista, ya que, las piedras son muy delicadas.

Azulejos Zaragoza Piedra natural para pavimento y revestimiento
Piedra natural del Maestrazgo


En cuanto al tipo de estancias, la Piedra Natural es adecuada para todo tipo de espacios, pero siempre teniendo encuenta que las dimensiones de las LOSAS sean proporcionales a las dimensiones de la estancia. La Piedra natural proporciona a las estancias una elegancia poco igualable por cualquier otro material.

Los tipos de Piedra, por lo general, se clasifican según procedan de rocas metamórficas, sedimentarias o ígneas. Las metamórficas se han formado sometids a altas temperaturas y presiones, por lo que son muy duras. El mármol y la pizarra son las piedras más conocidas de este grupo.

Las piedras sedimentarias se componen de sedimentos y materia orgánica, son menos resistentes y de acabado más texturado: piedra arenisca y caliza. Las rocas ígneas son aquellas de más antigüedad y presentan acabados brillantes debido a su origen cristalino, como por ejemplo, el granito.

El granito es resistente, duro e impermeable y responde bien a las agresiones de los productos químicos. Puede resultar un poco resbaladizo en contacto con el agua, por lo que, recomendamos un acabado rugoso. Con el paso del tiempo y el uso, el acabado rugoso es posible que se atenue o desaparezca. Si esto ocurre, se puede tratar y devolverle su aspecto original.

La piedra caliza suele presentar colores y tonalidades más suaves que las del granito, aunque también hay con tonos oscuros pero sin la vivacidad del aspecto cristalino. La piedra arenisca es un punto intermedio entre el granito y la caliza. Es más resistente que ésta última y más económica.

El mármol es la piedra más conocida. La gama de colores es muy variada, desde los blancos más puros hasta los negros. También tenemos acceso a los mármoles de importación, entre ellos, el más conocido es el procedente de Italia. La pureza del mármol la determina el hecho de que no contenga imperfecciones, restos de otros minerales, por eso, los mármoles más puros no presentan vetas. El mármol no es recomendable para cualquier estancia ya que, a veces, es demasiado clásico y frío.

La Pizarra procede de zonas montañosas y, presenta una gama de tonalidades siempre oscuras pero con matices atractivos: grisáceas, violetas, azuladas, rojizas, etc., y con distintos acabados: serrada o pulida. Es más económica que el mármol y el granito, además de que es impermeable y resistente y necesita pocos cuidados.

También podemos encontrar otros pavimentos de piedra menos usados, tales como los adoquines o los guijarros. Estos se usan más en espacios exteriores pero se puede conseguir una decoración interesante en espacios interiores.

Otra opción son las piedras artificiales. Hay algunas que se fabrican creando aglomerados de trozos de piedras.

En Terra Antiqva AZULEJOS ZARAGOZA tenemos a tu disposición una gran variedad de Piedra Natural. Ven a visitar nuestra exposición y nuestros expertos te aconsejarán.

verifyserptrade